mercredi, septembre 24, 2008

Veintiquatro de settiembre de mildoscientos vint i dos: "Tempus transit gelidum"

Ah, personas de poca fe, que creíais que no ibais a volver a tener noticias mías por aquí, jaja. La verdad es que los últimos meses han sido cuando menos, acelerados. Exceso de trabajo es poco decir para lo que he tenido. Pero todo sea dicho, con estupendo resultado. Pero vienen tiempos diferentes y de momento puedo decir que tengo más tiempo libre. Sólo de momento, claro.

Tenía la impresión de que tras presentar el DEA vendría un parón en la vida académica, como quien dice. Sin embargo, después del lunes, la sensación es completamente la contraria. Expuse mis investigaciones, no me morí de miedo ni se me trabó la lengua e incluso podría decir que durante cierto tiempo (lo largos que llegan a hacerse quince minutos), estuve considerablemente tranquila. No me puse nerviosa cuando sacaron punta a ciertos aspectos del trabajo. A fin de cuentas, sabía que sería así. La labor del tribunal es sacar fallos y coñe, mi tema era mucho más "jugoso" (como quien dice) que los otros, a la hora de opinar. Quien más y quien menos había leído algo acerca de la muerte y tenía cosas que comentar. Pero tampoco fue nada terrible, jaja. Sobre todo porque las sugerencias de uno de los miembros del tribunal (imposibles de incluir en un trabajo para el DEA, porque habría sido inabarcable) son más que interesantes a la hora de hacer tesis. Además, me sopló Carmina que, a puerta cerrada, le comentaron que mis trabajos les habían gustado bastante, así que la celebración posterior en el Kokura fue más que justificada, jajaja.

Hubo más y lo dicho, parece que el DEA supone un parón y de repente resulta parecer todo lo contrario. Más que un "cese de actividades" parece una "presentación en sociedad" al más puro estilo victoriano, jaja. Conocía a Laura, una de las alumnas de Carmina, del "ensayo general", a Paula la conocí ahí mismo y resultó ser también una tipa majísima. Supongo que los nervios unen y tal, pero la verdad es que son las dos un par de tías encantadoras. Recibí felicitaciones de gente que no conocía de nada. Alguien, cuyo libro he leído como tres veces por el doctorado, se me presentó y me dio la enhorabuena además de su tarjeta porque estaba interesada en leer mi trabajo. Otro alguien, que también se me presentó y me felicitó, me ofreció ayuda para todo lo que necesite en cuestión de paleografía o métodos informáticos. Considerando que volvió a insistir en el tema mientras nos almorzábamos unas patatas y unas cervezas por cortesía de Paula, no diré que no tengo plan de tomarle la palabra. Sobre todo porque no se bromea con un tema tan serio como son los índices, jajaja. Hubo más: sólo unas horas después de las celebraciones (las patatas, el japonés y esas cosas), me llamó Carmina toda acelerada desde Alcañiz para quedar conmigo el lunes mismo y que tomáramos un café (Dios mío, quedar con Carmina sin tener toneladas de documentos y texto por revisar, eso sí que es inusitado, jaja) y habláramos de la tesis y de buscar becas, financiación o lo que se ajuste (temas más que interesantes, por cierto).

Y eso no es todo... he decidido tomarme algún tiempo de descanso (un par de meses o asíp) antes de empezar la tesis aunque claro, si hay potra y conseguimos esa financiación... puesssh habrá que ajustarse, jaja. De todas formas no parece muy viable hasta 2009, así que con calma. Lo que no quiere decir "de brazos cruzados". El mes que viene tengo que enviar a los del IEA (mis "encantadores patrocinadores", que los llamo yo), el trabajo, y tengo intención de pegarle una buena revisión. Ya sé que lo revisé antes de entregarlo al tribunal peeero siempre hay cosas que se pueden mejorar, jaja. Por otra parte, considerando que mi beca llega a su fin el mes que viene y que entre septiembre y diciembre es condenadamente difícil encontrar alumnos... (aunque sigo teniendo a Álvaro dos horas al día, es genial), pues el martes empecé nuevo trabajo. De teleoperdora otra vez, pero bueno... mientras no sale nada mejor, ni tan mal. El sitio está bien y las que trabajan ahí son majísimas. No sé si están a la altura de las sitelianas pero está por verse, jeje.

En fin... y ese es el resumen del becario precario. A ver en qué paran las cosas. De momento, toca descansar en la medida de lo posible. Últimamente no paro de leer y ver películas y ufff si cunde el tiempo.

Recomendando té, mucho té. Y un poco de música de los Guardian. Sé que la había recomendado otras veces pero sólo una canción me parece más apropiada que esta para recomendar y resulta bastante difícil de localizar, así que escuchen ustedes "Precious Jerusalem"

8 commentaires:

Nexo Gûre a dit…

Nuevamente, te felicito, porque creo que la currada que te has pegado es de reconocer. Como dices en tu post personas que ni conoces te han animado, y dado la enhorabuena! ademas de darte su apoyo en caso de que lo necesites! Se puede sentir una orgullosa de algo en lo que no tiene nada que ver ni ha hecho? Pues si!!! porque me hace muy feliz ver que todo te ha salido bien (por tus meritos claro) y con miras productivas para el futuro.
De todos modos, espero que descanses y disfrutes ahora de tiempo social, que como dices, no sera durante mucho tiempo y habra que aprovechar jajaja...

Un besazo y de verdad que ha sido una grandiosa noticia.

themasqueball a dit…

¡Muchísimas felicidades!
Un besote guapa!

Lothi a dit…

Enhorabuena, guapísima. Y a por lo que falta, después de que te dejen descansar un poquín.

Eowyn Zirbêth a dit…

Muchas felicidades. Me alegro de que tus enormes esfuerzos de vean recompensados. Y también de que escribas aquí, jejeje.

Altáriel a dit…

Tía!!!

No sabes cómo me alegro, es que me pone contentísima verte así de bien, que la gente esté encantada con tu trabajo, que encuentres beca...

Es como si me sintiera identificada (porque es lo que me gustaría a mí hacer) y viera que tú lo consigues y lo cumples y hay posibilidades para mí.

¡MUCHÍSIMAS FELICIDADES! Dale caña al tema, you can do it!

Azelaïs de Poitiers a dit…

Jajajaja qué maja. Claro que lo conseguirás, tú vas enfilada al triunfo, jaja.

Lo de la beca ya veremos, que no es tema fácil. Hay que estar pendiente por si sale algo, claro, pero tampoco es cosa que abunde.

Besitos guapa!

ombligocaliente a dit…

me alegro mogollón, que aunque sea de becaria precaria, la satisfacción de dedicarte a lo tuyo es infinita ;)

yo también ando desaparecida del ciberespacio (por cierto Lothi, si lees esto, I missing you, te debo un sms)

besos

Azelaïs de Poitiers a dit…

Weee ¡mira quién reaparece! Encantada de leerte, guapetona. Muchas gracias por tus ánimos, pero aún no soy becaria precaria, soy más bien ex-becaria precaria. Pero bueno... ahí estamos, a la búsqueda de lo que salga, jaja.

¡Besitos!